Fútbol argentino: Club Atlético All Boys

El Club Atlético All Boys es un club deportivo argentino del barrio porteño de Floresta que en estos momentos disputa la Primera División del futbol argentino.

Historia del Club All Boys
Década del 30'

All Boys participa en los torneos de AFA desde 1937, donde fue de la partida junto a 16 equipos más del primer torneo oficial de segunda División. A lo largo de su historia alternó buenas y malas.

En 1938 terminó a un punto de los dos primeros, Argentino de Quilmes y Quilmes A.C., por lo que el ascenso a primera División estuvo muy cerca.

En 1939 terminó segundo, detrás de Banfield, quien se coronó campeón pese a incurrir en el delito de soborno.

Década del 40'

En 1945 llegó el primer descenso de la institución de Floresta, pero esta tristeza duraría muy poco, sólo una temporada tardó en volver al fútbol grande de los sábados, ya que el 17 de noviembre de 1946 faltando 2 fechas por jugarse se consagró campeón del torneo de Tercera División, al ganarle 2 a 1 con dos goles de Maceda a J.J. Urquiza, en su vieja cancha de Caseros. Los 12.000 albos que se estima que presenciaron el partido festejaron con los jugadores el primer campeonato obtenido. La vuelta olímpica se repitió en Floresta jugando contra Juventud de Bernal, donde el Albo ganó 3 a 1, y se volvió a reiterar en la última fecha enfrentando como visitante a Sportivo Alsina, quien se consagró subcampeón. Vale destacar que en este campeonato All Boys marcó 91 goles en 24 fechas, y sólo le marcaron 16, por lo que fue un torneo ganado con amplia superioridad.

Otra vez en la plana principal del fútbol de ascenso, aunque esto no duraría mucho, ya que de la noche a la mañana a principios de 1950, una reestructuración tan inesperada como sospechosa, argumentando que varios estadios no estaban en condiciones reglamentarias, descendió a All Boys a la tercera categoría, llamada Primera División Amateur, junto a 7 equipos más.

Década del 50'

Sólo una temporada le costó volver de donde se lo había sacado injustamente, ya que faltando una fecha se consagró campeón por segunda vez en su historia, el 14 de octubre de 1950, ganándole en Floresta a Tiro Federal 3 a 2, con goles de Danón, Martegani y Lorenzo. La multitud que desde muy tempranas horas se acercó para ver al posible campeón, dio la vuelta olímpica adentro del estadio y en las calles, ya que mucha gente quedó fuera del mismo. Dicha vuelta se repitió en cancha de Ferro Carril Oeste, donde san Telmo hizo de local especialmente ese partido debido a la cantidad de gente que arrastraba el Albo, se estima que cerca de 30.000 personas se agolparon para ver lo que terminó siendo una goleada 5 a 3. Un gran acierto dirigencial fue haber mantenido el plantel que el año anterior había disputado el torneo de primera B.

Los años cincuenta fueron para el olvido, siempre haciendo campañas discretas.

Década del 60'

En 1962 volvió a descender y se preparó para afrontar el torneo del año 1963 de la Segunda División de Ascenso, la tercera categoría de ese entonces. La campaña fue muy buena, a punto tal que terminó compartiendo la primera ubicación con Villa Dálmine. Todo estaba dado para que el Blanco de Floresta ascendiera, ya que se disputó la final a partido y revancha, ambos cotejos en Capital Federal, el partido de ida en el Tomás Adolfo Ducó, donde terminaron igualados en 0, la revancha en el Gasómetro. Unos 70 micros partieron en la caravana hacia el barrio de Boedo, una concurrencia de primera, tal cual lo reflejaban los periódicos de la época. Todo fue en vano, con un 1 a 0 letal el Albo perdió la final, pero lo que le quitaron en 1950, cuando absurdamente lo hicieron descender, esta vez volvió, pero al revés, con dirigentes pidiéndole a gritos a Colombo, presidente de la AFA, el ascenso. Floresta volvió al fútbol grande de los sábados, al producirse una nueva reestructuración de los torneos.

En 1964 una extraordinaria campaña llevó al Albo a jugar un desempate con otros 4 equipos por el segundo ascenso a Primera División. Habiéndole ganado a nueva Chicago, deportivo Español y Almagro, llegó al último partido con una ventaja de un punto sobre platense. El favorito a quedarse con el segundo ascenso era All Boys, por eso una enorme masa de gente acompañó otra vez hasta el viejo estadio de San Lorenzo a alentar a su equipo. Según los datos de la época, hablan de 60.000 almas en el Viejo Gasómetro, donde 50.000 estaban con All Boys, es evidente que era más que favorito, pero un 2 a 1 a favor de los Calamares deja a todo el pueblo Albo con ganas de ser por primera vez de Primera.

Década del 70'

Después de 8 años, en el torneo de 1972, tras un mal arranque se contrató como director técnico a quien fue jugador de la institución en los años sesenta, el Colorado José Paladino, quien rápidamente sacó al equipo de esa racha negativa. Empezó a despegarse de los de abajo, ganando 11 partidos consecutivos (récord hasta el día de hoy en el ascenso), sacó 29 de los últimos 30 puntos en juego y de esta manera, el 14 de octubre de 1972, 22 años después del segundo campeonato ganado en la tercera división, se coronó campeón de primera B en la penúltima fecha, en cancha de Huracán, donde Excursionistas, que descendió esa tarde, hizo de local. Con gol de Benítez, el club pegaba el primer salto grande de su historia, jugar en Primera División. La vuelta olímpica no se hizo esperar, tras el 1 a 0, mientras la radio decía que ni Almirante Brown ni Nueva Chicago sumaban puntos, ya que eran los perseguidores...Era un hecho, All Boys era campeón.

La vuelta se repitió en la última fecha del certamen, cuando con un contundente 2 a 0 el Albo de Floresta, que hacía de local en el estadio de Argentinos Juniors, triunfó ante estudiantes de Caseros. El partido fue suspendido faltando 5 minutos por jugarse ya que era imposible contener a la hinchada del Albo, que colmó la capacidad del estadio, en su afán de festejar el ascenso. Los recuerdos señalan como uno de los más emocionados a José Paladino, quien abrazaba ahora como DT el titulo que se le había escapado jugando aquel último partido de 1964.

Vale destacar a algunos jugadores de aquel equipo: El goleador Valentín Sánchez, el mejor jugador y segundo goleador José Romero y Ángel Mamberto.

El equipo se mantuvo 8 años consecutivos en la Primera División. El Nacional 1974 fue su mejor torneo, ya que se ubicó quinto, mejor posición de la historia en Primera. En esos años se lo denominó «Cuco de los grandes», ya que le ganó, nada menos que a Boca, River, san Lorenzo, independiente y Racing Club. Descendió en 1980, retornando a la Primera B.

Década del 80'

En 1982 una muy mala campaña lo llevó a jugar un partido desempate para no descender contra el Club Atlético Talleres (RdE). El partido se jugó en cancha de Huracán, un juego donde nadie quería arriesgar nada que finalizó 0 a 0. En los penales, luego de ir 0-2 abajo, el Albo lo dio vuelta con un 3-2 letal, que marcaba la gloria para uno y la enorme tristeza para el otro. Ese día fue figura el arquero Brunetti, que detuvo 3 penales estando notoriamente lesionado.

En la reestructuración de los torneos, ocurrida en la primera parte del año 1986, no consiguió estar entre los 4 clasificados de cada zona que pasaron a formar parte del nacional B, quedando relegado a la Primera B Metropolitana.

Década del 90'

Para la temporada 1992/93 se contrató al joven director técnico Mario Rizzi, se trajeron algunos jugadores como Marcelo Blanco y Marcelo Yanino, más el arquero Rubén Urquiza, que sumados a los que ya estaban como Alberto Pascutti y Julián Maidana, formaron un gran equipo. Los resultados empezaron a darse, y en la penúltima fecha de la primera rueda llegó a la punta del torneo y no abandonó esa posición hasta finalizar el campeonato. En abril de 1993 visitó en la última fecha a Defensores de Belgrano que, dada la circunstancia, hizo de local en la cancha de Ferro Carril Oeste. Los directivos de "el Dragón" le otorgaron muy gentilmente todos los sectores del estadio a los fanáticos de All Boys que llegaron en caravana al mismo: 25.000 hinchas albos concurrieron esa tarde de otoño, logrando así la recaudación más alta para dicha categoría, nunca antes ni después un equipo llevó tanta gente a un estadio siendo visitante en la tercera categoría del fútbol argentino. All Boys salió campeón por cuarta vez en su historia y por ende ascendió a la Primera "B" Nacional, la segunda categoría, donde estuvo cerca de volver a Primera División, ya que logró hacer buenas campañas en los años 1997/98 y 1998/99, pero no le alcanzó para volver al fútbol grande de los domingos.

En marzo de 1998 surgió la posibilidad de que Diego Armando Maradona se incorporara al plantel dirigido por Sergio Batista, sin embargo, Maradona terminó rechazando esta oportunidad.

Década del 2000

En el 2001 volvió a la Primera B Metropolitana, donde hizo una campaña muy floja en la temporada 2001/02. En la siguiente campaña, la del 2002/03, tras un pobre arranque se decidió cambiar de entrenador, de esta manera Ricardo Caruso Lombardi se calzó el buzo de DT, y logró llevar al equipo a lo más alto de la tabla. Ganando 8 partidos de manera consecutiva accedió a la mejor ubicación para jugar el torneo reducido que llevaba a la promoción contra un equipo del Nacional B. All Boys ganó dicho torneo y jugó la promoción contra el Porvenir. Ambos partidos terminaron igualados, y como el empate favorece al equipo de la categoría superior, el Albo se quedó con las manos vacías.

En la temporada 2006/07 logró ingresar nuevamente al torneo reducido para subir a la Primera "B" Nacional, pero en el último partido contra Estudiantes de Caseros perdió la oportunidad de jugar por el ascenso contra un equipo de la categoría superior.

Para la temporada 2007/08, José Romero, el recordado ex jugador del club, esta vez como director técnico, incorporó a Ariel Zárate y Hernán Grana, a los que se sumó la llegada de los defensores Carlos Madeo yArmando Panceri y el regreso del medio campista Fernando Sánchez entre otros, que agregados a los que ya estaban como Pablo Solchaga, Germán Scamporrino, Fernando Fayart y Darío Stefanatto y la vuelta de Gustavo Bartelt, que regresó a su club de origen a mitad del torneo, conformaron un gran equipo con un solo objetivo: ascender. Los resultados empezaron a darse, y en la mitad de la primera rueda era puntero y no abandonó esa posición hasta finalizar el campeonato.

El 3 de mayo de 2008 en el Estadio Islas Malvinas recibió a Flandria. El Albo ganando 1 a 0 aseguró el primer puesto, ante unos 16.000 hinchas que se acercaron a ver el cotejo, con record de venta de entradas para la categoría. El 6 de mayo de 2008 visitó a Atlanta, faltando 4 fechas para finalizar el torneo, en la cancha de Platense. El partido terminó a los 40 minutos del segundo tiempo, con el marcador 2 a 0, porque el público "bohemio" rompió el alambrado. Aproximadamente 5.000 hinchas albos se acercaron a ver el partido en pantalla gigante en el anexo y en el buffet del club, logrando así un clima festivo y emocionante entre sus hinchas, pero el festejo no se terminó ahí, continuaron en todo el barrio y cada vez se acercaba más gente, a pocas cuadras de arribar al estadio, un micro descapotable con todo el plantel campeón fue recibido por miles de hinchas que aguardaban ansiosos la llegada de los "héroes". Luego se desató nuevamente la locura y la emoción, cuando todos los jugadores del campeón salieron a dar la vuelta olímpica en el estadio Islas Malvinas, en el mismo día. Los festejos duraron hasta la madrugada. All Boys gritó «campeón» por 5ta vez en su historia con una campaña de lujo, por lo tanto ascendió a la Primera "B" Nacional, siendo así el primer campeón en la historia «sin público visitante».(Wkipedia)

Fútbol argentino: Club Atlético All Boys Fútbol argentino: Club Atlético All Boys Reviewed by Admin on jueves, agosto 25, 2011 Rating: 5

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.